jueves, 7 de febrero de 2008

HISTORIA DE MISTERIO

Esto era una noche fría y húmeda. Una pareja iba en su coche a casa por unas carreteras desiertas. El coche empezó a ratear y de la nada se paró. El coche se había roto.
No pasaba ni una alma por esas carreteras y su casa estaba a 15 km de lo sucedido.
Lo que se les ocurrió fue caminar hasta la próxima gasolinera. La carretera estaba nublada y se empezaron a escuchar ruidos muy extraños. Se veían cosas corriendo de un lado a otro de la carretera. La pareja asustada y nerviosa no sabía qué hacer: seguir o volver al coche. Al final,decidieron seguir.
Los ruidos seguían pero más fuertes, y las sombras cada vez se acercaban más. La pareja, ya si que no podía más, decidió volver al coche pero la sombra les seguía. Llegaron al coche.
El extraño apareció. Se le vio el rostro. Era un persona con un aspecto muy feo, como si fuera un zombie.Tenía el doble de fuerza que una persona normal y corriente .
Pero a la mujer se le ocurrió encender las largas y el zombie empezó a derretirse. Finalmente, desapareció. El miedo también se fue con él.
La pareja durmió en el coche y por la mañana los encontraron y los llevaron a casa.

1 comentario:

Cristina dijo...

Me gusta mucho tu historia Dani. ¡Sigue así! Cristina