viernes, 31 de octubre de 2008

Soy Aída. A mí me ha encantado lo de la cerámica. Es una cosa muy divertida, distraída y aprendes cosas nuevas porque yo nunca lo había hecho y espero volver a hacerlo. Yo hice un cenicero con forma de corazón verde con cascadas azules porque hay unas piedras pequeñas que cuando las metes al horno con la calor petan y salen cascadas azules. Probarlo, os gustará.
PUBLICADO POR AÍDA

2 comentarios:

Aula Oberta dijo...

Mui bien aida te has motivado eso esta mui bien.


Ruben

Aula Oberta dijo...

que mal jeje